1 día en Barcelona ¿qué hacer?

1 día en Barcelona ¿qué hacer?

Ya sea que llegues en crucero (como fue mi caso) o hagas esas recorridas express por Europa, aquí van algunas opciones para disfrutar de 1 día en Barcelona.

La Rambla

Bus turístico en Barcelona:

Cuando hay poco tiempo, el bus turístico puede ser una excelente opción para tener un pantallazo amplio y rápido de la ciudad que visitamos. Y claro, bajar en alguno de los puntos de interés.

En esta ciudad el bus turístico tiene 3 rutas: Roja, Verde y Azul. La verdad que si dispone de 1 día en Barcelona, solamente tomaría la Roja, es la que concentra mayores puntos de interés y hacer las tres demandaría unas 6 horas.

 

Algunos datos del bus turístico y el link a la web donde pueden comprar los pasajes con descuento:

Duración de la excursión: Aproximadamente 2 horas cada ruta, salvo la ruta Verde, que dura 40 minutos.

Frecuencia: Entre 5 y 25 minutos, según la temporada.

Horario: Horario de invierno: de 9 a 19 h. / Horario de verano: de 9 a 20 h.

Los autobuses circulan a diario, excepto el 1 de enero y el 25 de diciembre.

En el año 2019 se puede tomar la Ruta Verde del 12 de abril al 3 de noviembre.

 

Recorrer Barcelona a pie:

Una vez que tengas el pantallazo general de la ciudad o si ya la conoces, te recomiendo caminar. Un buen comienzo es dejarse seducir por la Rambla, el paseo de 1,3 km que conecta la Plaça de Catalunya con el antiguo puerto de la ciudad, donde destaca el Mirador de Colón.

Messi presente en toda Barcelona.

Allí el color está dado por la cantidad de transeúntes, los artistas callejeros, los improvisados guías de turismo, puestos de flores, golosinas, helados y demás, que ofrecen postales maravillosas de esta ciudad.

A lo largo de su recorrido y entre camisetas del Barca y alusiones a Messi que cautivan la mirada desde el otro lado de la calle, se pueden apreciar:

  • el Gran Teatre del Liceu que ofrece una variada oferta (desde ópera hasta conciertos de música pop)
  • el famoso Mercado de La Boquería, ideal para un stop gastronómico y respirar el aire de la ciudad entre el colorido de dulces, verduras, frutas, carnes y jamones que hasta se ofrecen en apetecibles conos de cartón.
La Boquería

 

Atravesando la Plaça de Catalunya, aparece el Paseu de Gracia (Paseo de Gracia), una de las calles más representativas de la Barcelona de finales del siglo XIX y principios del XX.

Allí las tiendas de las grandes marcas conviven con la fascinante arquitectura de Antoni Gaudí y sus contemporáneos, como la Casa Batlló, Casa Ametller, Casa Lleó i Morera y La Pedrera.

Seguramente, aquí te tentarás con ingresar a la Casa Batlló, pero sabiendo de la escasez de tiempo, no te recomiendo entrar a ningún museo.

Casa Batlló

 

La Sagrada Familia y el Park Güell:

Si hablamos de Gaudí, 1 día en Barcelona obliga a pasar por la Basílica y Templo Expiatorio de la Sagrada Familia para descubrir su historia y el simbolismo que esconde tras su ornamentación, o el Park Güell, una de sus obras más emblemáticas y donde desplegó todo su talento creativo. Ambos fueron declarados Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, junto con otras de las obras de Gaudí.

La Sagrada Familia

Estos dos lugares son parte de la ruta Azul del Bus turístico si es que no deseás caminar tanto. También podés moverte con el metro, que como sabrás en Europa funciona de maravillas. En Metro, debés tomar la Línea 3 (verde) hasta la estación Lesseps y seguir las indicaciones de los carteles turísticos.

Vale la pena acercarse al Park Güell y sentarse a respirar el aire puro de este pulmón de la ciudad y a admirar el genio de Antoni Gaudí.

 

Un día en Barcelona – El Raval:

Si querés escaparle un poco al turismo clásico, te sugiero sumergirte en el Raval, bastante más auténtico que el Barrio Gótico.

El Raval es uno de los cuatro barrios que forman parte del distrito de Ciutat Vella, el casco antiguo de Barcelona, y antiguamente era más portuario y under. Hoy se respira la bohemia y el espíritu alternativo.

La diversidad cultural se percibe en tiendas, restaurantes y comercios en general del Raval.

El Gato de Botero, un ícono de El Raval.

Allí también hay una Rambla, un ancho paseo peatonal con terrazas y palmeras en pleno centro, donde los fines de semana es posible encontrar un mercado de artesanos.

En uno de los extremos de la misma, la famosa escultura del Gato de Fernando Botero copa la escena e identifica al barrio. Y ahí nomás, cruzando apenas la calle uno de los locales de “Los 100 Montaditos” concentra el atractivo por la cocina local entre tanta oferta multicultural.

 

El Barrio Gótico:

El Barrio Gótico, por su parte, es una de las zonas más visitadas de Barcelona. Allí mandan las angostas y laberínticas calles medievales, ideales para caminarlas sin prisa y deleitándose con el glorioso pasado de la ciudad.

Barrio Gótico – © peresanz/stock.adobe.com

La Catedral de Santa Eulalia, conocida como La Seu, es un fantástico ejemplo de la arquitectura gótica catalana del siglo XIV y junto a la Plaza Sant Jaume, el centro político de Barcelona donde se ubican dos emblemáticos edificios (el Ayuntamiento y el Palacio de la Generalidad de Cataluña), son algunos de los lugares de visita obligada.

Aunque el verdadero atractivo de este barrio es caminar sus calles y descubrir su especial ambiente.

 

La Rambla de Mar y el puerto:

Antes de abandonar la ciudad o para disfrutar la caída del sol, te sugiero caminar por la Rambla de Mar en pleno Port Vell.

Esta conduce a uno de los grandes espacios que incluye L´Aquiariam (el acuario de la ciudad) y el Maremàgnum, un gran complejo comercial. Allí junto a las amarras plagadas de yates y veleros, se puede disfrutar de la oferta gastronómica o simplemente, caminar y dejarse transportar por la brisa marina.

También se puede esperar que caiga la noche y ver las estrellas, como el Miraestels, la famosa escultura flotante de Robert Llimós, inspirada en el poema “El saltamartí” de Joan Brossa.

 


Si querés descubrir la ciudad desde la óptica de otra viajera, no te pierdas este post con otra de las caras de la ciudad!


 

Espero que tu estadía de 1 día en Barcelona sea tan fructífera como la mía. Aunque, en realidad, espero que tengas algo más de tiempo y puedas recorrer esta magnífica ciudad como realmente lo merece.

 

testergourmet.com

Instagram: @testergourmet

 

 

742 Lectores
Comparte esta nota:

6 comentarios

Comenta si lo deseas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *